www.clavesdigital.com.ar

22.02

VILLA MARÍA, CÓRDOBA

26.06.2018 Columnista

Operador Económico Autorizado, un voto de confianza de la Aduana

Operador Económico Autorizado, un voto de confianza de la Aduana

Como consecuencia de los grandes avances del terrorismo, narcotráfico y del crimen organizado durante las últimas décadas, las naciones del mundo han intensificado sus controles aduaneros. De esta forma el inmenso volumen de mercancías que moviliza el comercio internacional está cada día sujeto a una mayor cantidad de controles que buscan garantizar la seguridad de la cadena de suministro global.
No obstante, es necesario que todos estos controles no se conviertan en meros obstáculos al intercambio comercial y menos aún en el contexto actual de resurgimiento de políticas proteccionistas en potencias como Estados Unidos o la Unión Europea que tienden a reducir el comercio mundial.
Por ende, la clave de la intervención aduanera está en encontrar el equilibro justo entre seguridad y facilitación del comercio, entre el control y la fluidez de las mercancías.

Frente a este escenario es que surge el programa Operador Económico Autorizado (OEA) desarrollado por la Organización Mundial de Aduanas (OMA) en el año 2005 y que desde entonces se ha ido implementando en todo el mundo. Actualmente son 87 los países que han instrumentado el programa y en nuestro país fue reglamentado por la AFIP a finales del pasado 2017 (resolución general 4150/17).

Lo que busca la OMA a través de esta herramienta es que las aduanas cuenten con “socios estratégicos” en el sector privado, es decir, empresas exportadoras o importadoras que acrediten el cumplimiento estricto de ciertas pautas de seguridad en sus procedimientos logísticos al internacionalizarse.

A través de la figura de OEA los operadores de comercio exterior podrán gozar de ciertos beneficios operativos siempre y cuando certifiquen ante su aduana nacional el cumplimiento de estándares nacionales de seguridad en sus procedimientos.

Se trata en sí de una alianza entre el sector público y el privado en la que ambas partes se ven beneficiadas. Un claro ejemplo de una relación win-win.

Por el lado de las empresas, aquellas que acrediten como operadores confiables obtendrán una serie de beneficios como son la reducción de inspecciones, requisitos y formalidades aduaneras y la agilización de trámites administrativos. De esta forma verán disminuidos gran parte de los costos inherentes a la operativa de comercio exterior. En definitiva, las empresas que logren certificar obtendrán un “priority pass” en fronteras no sólo a nivel local sino también a nivel internacional ya que existen acuerdos de reconocimiento mutuo (ARM) entre las diferentes aduanas del mundo.  

Adicionalmente, el hecho de ser un operador certificado como seguro por una entidad como la aduana trae aparejado beneficios intangibles a nivel comercial para las empresas.

En cuanto a las dependencias aduaneras estas lograrán aminorar gran parte de sus tareas al optimizar su operativa de control y seguridad, ya que se trasladan parte de sus responsabilidades a los operadores autorizados.

Para poder obtener el carácter de OEA las empresas deben acreditar contar con un elevado nivel de control y seguridad en cada una de sus operaciones de comercio internacional y a lo largo de toda la cadena de suministro. Adicionalmente quienes soliciten su adhesión al régimen deben contar con una antigüedad igual o superior a los 3 años en el registro aduanero de Importador/Exportador y poseer un patrimonio neto igual o superior a U$S 1.000.000 o constituir garantía no inferior a U$S 100.000.

En el mundo actualmente el programa OEA se encuentra en pleno desarrollo. En Europa hay cerca de 20.000 empresas certificadas y más de 11.000 en Estados Unidos. Si analizamos a nuestros vecinos, Brasil tiene 150 operadores certificados y Uruguay 50. En Argentina hay hasta el momento 0.

Luego de la polémica salida de Juan José Gómez Centurión a finales del año 2017, es Diego Dávila quien ocupa el cargo de director general de aduanas. Si bien por el momento no se ven muchos avances en cuanto al desarrollo del nuevo programa, para el reciente funcionario la instrumentación del Operador Económico Autorizado es una de las prioridades máximas de su gestión. “Necesitamos una cadena logística que genere confianza, donde se pueda exportar e importar ágilmente, sin papeles, eliminando la discrecionalidad, ganando transparencia. En este marco desarrollaremos el operador económico autorizado”, afirmó Dávila algunos meses atrás. El objetivo para este año 2018 es alcanzar las 50 compañías certificadas como OEA.

El portal de negocios más leído!