www.clavesdigital.com.ar

17.01

VILLA MARÍA, CÓRDOBA

12.11.2019 Columnista

Comprometiendo equipos

Comprometiendo equipos

El compromiso es un valor personal y empresarial que ha sido objeto de estudio de numerosas investigaciones debido a la importancia al momento de formar equipos de trabajo de alto rendimiento. Hace un tiempo tuve la oportunidad de participar en TED X Córdoba 2019 y escuchar ese gran referente del deporte villamariense que es el señor Rubén Magnano.

Durante su charla destacó al “compromiso” como valor fundamental para los miembros de cualquier organización, y aseguró que dicha competencia es lo que “permite alcanzar los sueños”. También, dijo: “Los equipos se muestran en los grandes momentos, pero se construyen a lo largo del tiempo”.
Anteriormente post mundial de básquet en un programa de radio lo entrevistaban para conocer su opinión sobre el elemento diferenciador entre otras selecciones de básquet y la argentina.

Magnano, conocido como el "padre" de la Generación Dorada y Líder Inspirador que sabe transmitir  una mentalidad de grupo en cada equipo del que es parte, destacó el ALTÍSIMO GRADO DE COMPROMISO de sus integrantes (TODOS) como el DISTINTIVO que los hizo llegar a ese segundo lugar! 

Al igual que en el deporte, generar el compromiso de nuestros colaboradores en las ORGANIZACIONES debería ser el elemento diferenciador entre una organización que sabe cómo hacerlo y una que NO.
¿Que sabemos del COMPROMISO? 
El compromiso es  el vínculo de lealtad por el cual un trabajador desea permanecer en una organización debido a la motivación que recibe, a los valores que comparte, al reconocimiento y a la comunicación que vía feedback retroalimenta el vínculo.
Algunos estudios indican que una empresa con empleados comprometidos tiene un 29% más de beneficios, 50% más de clientes fieles y un 44% más de probabilidades de mejorar el rumbo, que una que no los tiene.

En estos tiempos donde la globalización nos inundó de términos anglosajones, hablar de compromiso es hablar de engagement y está demostrado que las emociones positivas influyen en ese compromiso de las personas. Es quizá por eso, que el manejo de las emociones ya pasó de ser una simple moda para convertirse en una necesidad avalada por la neurociencia en el ámbito organizacional. 

Desde mi punto de vista la cosa es bien simple: para lograr comprometer hay que contagiar; para contagiar hay que inspirar y solo se inspira desde la validez del referente: el LIDER.
En épocas dónde el compromiso es cada vez más efímero, la aparición de referentes válidos y líderes que inspiran se convierte en "ese" potente diferenciador que nos hace conseguir resultados.

Cra. Luciana V. Arce (UNC)
Esp. En Dirección Estratégica de RRHH (ICDA -UCC)
M.P. 10-15709-5

El portal de negocios más leído!